Aprendiendo a amar



Me pidió que le enseñara a jugar al amor, y dijo yo soy una adolescente, jamás nadie me enseño, mientras tomaba su mano se despertaba el placer y un suave miedo corría al ver su ropa caer, le dije tu eres muy niña, acariciando su piel, todavía estas a tiempo si quieres arrepentirte.

Pero el destino te puso en mi vida, le agradezco a Dios por haberme elegido y aquel pasado te lleno de heridas y hoy es el presente y estas en mi camino Porque el destino te puso en mi vida para que yo fuera tu primera vez y me sorprendí cuando tu me dijiste hacemos en amor, quiero hacerlo otra vez.

Poco a poco, muy despacio, un beso le robe, y entre lagrimas y risas me fui metiendo en su ser Con un tatuaje ah quedado mis huellas en su piel, jugando a enamorados, se ha convertido en mujer.

Autor: Ricky Martin