Cara al sol



Cara al sol con la camisa nueva que tú bordaste en rojo ayer, me hallará la muerte si me lleva y no te vuelvo a ver.

Formaré junto a mis compañeros que hacen guardia sobre los luceros, impasible el ademán, y están presentes en nuestro afán.

Si te dicen que caí, me fui al puesto que tengo allí.

Volverán banderas victoriosas al paso alegre de la paz y traerán prendidas cinco rosas: las flechas de mi haz.

Volverá a reír la primavera, que por cielo, tierra y mar se espera.

Arriba escuadras a vencer que en España empieza a amanecer