Porque Sufrir



Y con qué fin ayer fuiste a mi espectáculo, se te olvido el compromiso de veras, ya lo rompiste se bien que tienes la culpa, pues no me gusta convivir de esta manera, dime si quieres de nuevo echarme de casa, que yo lo hare como aquella vez primera, aunque eres luz en mi pecho empenumbrado, eres el lago donde mis sueños navegan, sabes realmente que mi trabajo es cantar, y deleitar mis canciones y poemas, si una mujer, exige de mis canciones, se las dedico pintándole las estrellas y si me regala un beso es normal en una escena, canto por ti, como por nuestros hijitos, tengo que hacerlo aunque de celos te mueras, no te preocupes mujer, no dudes de mi, esta es la forma de ganarme la moneda, suframos los dos de amor y ellos que de hambre no mueran. Cuando te vi muy cerca de escenario, en una mesa tan singular, muy sentada, fue una sorpresa que no la podía creer, del gran impacto de nuestras dulces miradas, para empezar le agregue mas sentimiento, a la primera canción que yo interpretaba, y al enlazar los puntos sentimentales, como el amor y los celos que enguayaban, las transparentes lagrimas fueron cayendo, solo en tu mesa, como yo lo imaginaba, todo aquel publico te observaba fijamente porque con llantos tus lagrimas derramabas, y lentamente por tragos tu botella se secaba, porque sufrir sin razón porque sufrir, realmente sabes que mi corazón te ama, si el amor puro naciera de los placeres, cuantos amores tuviera yo en mis cruzadas, seguro en mi corazón se agotarían las entradas.